desafinado.es.

desafinado.es.

Metal extremo: analizamos el subgénero más rudo

Metal extremo: analizamos el subgénero más rudo

En la historia de la música, el metal siempre ha sido un género que ha llamado la atención por su sonido potente y enérgico. Sin embargo, existen subgéneros dentro del metal que se enfocan en diferentes aspectos, ya sea en la velocidad, la agresividad o el estilo vocal. Uno de estos subgéneros es el Metal Extremo, el cual se enfoca en llevar el metal a sus límites más rudos y violentos.

El Metal Extremo, como su nombre lo indica, es uno de los subgéneros más rudos del metal. Su sonido se caracteriza por ser pesado y rápido, con guitarras afiladas y baterías aceleradas. Los temas que se tratan en las letras se enfocan en la muerte, el dolor, la violencia y la desesperación. Pero, ¿cómo comenzó este subgénero y cómo ha evolucionado a lo largo del tiempo?

Los orígenes del Metal Extremo se remontan a mediados de los años 80, con bandas como Venom, Celtic Frost y Bathory. Estas bandas, conocidas como los "padres" del metal extremo, influenciaron a una nueva generación de músicos que buscan llevar el metal a lugares aún más oscuros y brutales. Es así como nacen bandas como Mayhem, Burzum y Darkthrone, quienes marcan el inicio del Black Metal noruego.

El Black Metal es uno de los subgéneros más icónicos del Metal Extremo. Su sonido se caracteriza por ser crudo y cavernoso, con guitarras que emulan el sonido de una sierra eléctrica y voces guturales que parecen sacadas del infierno. Pero el Black Metal no solo es conocido por su sonido, sino también por sus polémicas y escándalos. Uno de los más conocidos es el caso de Varg Vikernes, líder de la banda Burzum, quien fue condenado por quemar iglesias y asesinar a un compañero músico.

Pero el Metal Extremo no se limita solo al Black Metal. También existen subgéneros como el Death Metal, el Grindcore y el Doom Metal. El Death Metal es uno de los subgéneros más violentos y brutales del metal extremo. Su sonido se caracteriza por ser pesado y agresivo, con letras que hablan sobre la muerte y la descomposición. El Grindcore, por otro lado, se enfoca en la velocidad y la agresividad, con canciones cortas y frenéticas. Finalmente, el Doom Metal tiene un sonido más lento y pesado, con guitarras distorsionadas y letras que abordan temas como la depresión y la tristeza.

Pero más allá de su sonido y temática polémica, el Metal Extremo es un subgénero que ha influenciado a muchos otros géneros de rock y metal. Bandas como Slayer, Pantera y Metallica han citado a bandas de metal extremo como influencias en su música y estilo. Además, muchas bandas de metal extremo han logrado un gran éxito comercial, llegando a llenar estadios y acumulando millones de seguidores en todo el mundo.

En conclusión, el Metal Extremo es un subgénero del metal que se enfoca en llevar la música a sus límites más rudos y violentos. Su sonido se caracteriza por ser pesado y agresivo, con guitarras afiladas y voces guturales. A pesar de su temática polémica y escándalos, el Metal Extremo ha logrado influenciar a muchas otras bandas de rock y metal, y ha logrado un gran éxito comercial en todo el mundo. Si eres un fanático del metal y buscas algo más pesado y brutal, el Metal Extremo es definitivamente un subgénero que debes explorar.